Dar una “huerta” al ruedo de Las Ventas

La plaza de toros de Las Ventas ha escondido a lo largo de su historia numerosos secretos… incluso una huerta.  Durante la Guerra Civil, la ciudad de Madrid sufría hambre, frío y miedo. Ni su plaza de toros pudo cerrar los ojos ante tantas penurias, así que su ruedo se transformó en un huerto donde se plantaban cereales y hortalizas, principalmente patatas. Su uso agrario fue tan importante que, en los corrillos, se decía que, cuando un torero estuviese muy bien, tendría que dar una “huerta” al ruedo. Porque, incluso en los peores momentos, Madrid ha sabido sacar a relucir su sentido del humor, torería y chulería.

 

Finalizada la contienda, Las Ventas volvió a abrir sus puertas “taurinas” el 24 de mayo de 1939, con un cartel en el que hicieron el paseíllo Marcial Lalanda, Vicente Barrera, “El Estudiante”, Pepe Amorós, Domingo Ortega, Pepe Bienvenida y el rejoneador Antonio Cañero. Además, prosiguieron las obras en la explanada que rodea la plaza.

 

Si quieres conocer más secretos de Las Ventas, te esperamos de lunes a domingo, de 10 a 19h, bajo la Puerta Grande, con nuestros guías y audioguías, para que descubras este trocito de la Historia de Madrid… y des una “huerta” al ruedo.

  www.lasventastour.com